Cuando aun el mundo cofrade no se había repuesto de la muerte de uno de los grandes imagineros sacros contemporáneos -Luis Álvarez Duarte, fallecido el pasado septiembre- llega hoy jueves 7 de noviembre la noticia del fallecimiento de otro escultor muy querido en el mundo cofrade.

Tras una larga enfermedad, el tallista sevillano Antonio Dubé de Luque ha fallecido en el hospital Virgen del Rocío de la capital hispalense. Con 75 años de edad, San Fernando guardaba relación con el imaginero gracias a la Hermandad del Gran Poder, ya que fue esta cofradía la que en los años 70, tras su fundación, le encargó sus titulares, Nuestro Padre Jesús del Gran Poder y María Santísima del Amor.

Dubé de Luque ha realizado tallas de gran belleza a lo largo de su vida, siendo muy apreciadas las de la Virgen de la Consolación de la Hermandad de la Sed de Sevilla -cofradía que, desgraciadamente, ha visto como en dos meses los autores de las imágenes de sus dos titulares han fallecido- o la Virgen de la Aurora de la Hermandad de la Resurrección.

Fue además conocido por su faceta como creador en el ámbito de la cartelería, diseñador de pasos de palio y autor del gran lienzo que presidió el altar erigido en el campo de la Feria de Sevilla para la beatificación de Sor Ángela de la Cruz por el Papa Juan Pablo II y que actualmente se sitúa en la ante-capilla donde reposan los restos de la santa.

Descanse en paz Antonio Dubé de Luque y mostramos nuestras condolencias a la Hermandad del Gran Poder isleña.