El pasado domingo 18 de abril el Reverendo Padre Rafael Peláez Laserna celebró su última misa en la capilla de los Desamparados, como capellán de la misma, labor que ha venido desempeñando ininterrumpidamente desde hace décadas y al que la hermandad agradece públicamente su cariño y compromiso hacia la cofradía.

Con el visto bueno del Director Espiritual, la Capilla de María Santísima de los Desamparados seguirá abierta al culto para la veneración de los sagrados titulares, en el horario habitual de 18:30 a 20:30, de lunes a viernes, así como para la celebración de todos aquellos actos cultuales dedicados al Santísimo Cristo de la Sangre, María Santísima de los Desamparados, Nuestra Señora de las Mercedes y Patriarca Bendito Señor San José.

Ante la inexistencia de sacerdotes en nuestro arciprestazgo que puedan desempeñar las funciones de capellán y la dificultad para que lo hagan sacerdotes de otras localidades, por el momento es inviable la celebración semanal de la Santa Misa la citada capilla, por lo que las mismas quedan suspendidas.

Del mismo modo la hermandad de los Desamparados invita a todos los hermanos de esta corporación para que sigan participando de las celebraciones eucarística en los templos de nuestro arciprestazgo y especialmente en la de la Parroquia de San Francisco.